Un punto de encuentro para aquellos que sufren cualquier forma de dolor crónico en su propio cuerpo y para quienes lo sufren como pareja, familiares, amigos o personal médico y sanitario. Un lugar abierto a quien desee exponer su caso o estudios o consultar sus dudas o realizar encuestas específicas o desahogarse… cómo y cuándo se quiera.

miércoles, 25 de junio de 2008

Hacia la prevención del daño en las articulaciones

Larioja.com nos ofrece los últimos avances reconocidos por los expertos en relación a la artritis

Hacia la prevención del daño en las articulaciones


La artritis afecta a más de 200.000 ciudadanos y supone el 5% de las incapacidades laborales permanentes
16.06.08 -

Hacia la prevención del daño en las articulaciones
Inyección como tratamiento. / L.R.
El Congreso Europeo de Reumatología (Eular 2008) ha confirmado en París la eficacia de las últimas terapias biológicas contra la artritis reumatoide (AR) para reducir el dolor y frenar el daño en las articulaciones, e incluso ha dejado vislumbrar la posibilidad de retrasar el desarrollo de la enfermedad y prevenir ese daño.

Aunque sigue sin conocerse la causa exacta de la patología, en la que influyen factores genéticos, ambientales y hormonales, el mejor conocimiento de sus mecanismos ha permitido investigar tratamientos dirigidos a cortar su progresión y no sólo a controlar sus síntomas.

Este cambio de enfoque puede ser decisivo para los más de 200.000 españoles y hasta 4,5 millones de europeos que padecen artritis reumatoide, una enfermedad autoinmune -el sistema inmunológico se «equivoca» y ataca a los tejidos sanos en vez de proteger al organismo- que inflama sus articulaciones y les causa dolor, deformaciones e incapacidad. Al aparecer habitualmente en plena etapa de productividad, entre los 35 y 55 años, se traduce en incapacidad laboral (20-30% en tres años, 50% a los diez), que en España supone el 5% de las de tipo permanente.

Sumados los costes directos sanitarios y los indirectos por bajas en el trabajo, la factura anual ronda los 2.250 millones de euros, aunque cifras europeas manejadas en Eular-2008 señalan ya un mínimo de 3.000 millones. Y no hay que olvidar los problemas añadidos de depresión (14% al 43% según diversos estudios) y los riesgos cardiovasculares, que pueden recortar 5-10 años la esperanza de vida.

Para desarrollar las últimas terapias ha sido clave descubrir el papel de los linfocitos T, que, cuando se enfrentan a una sustancia extraña o antígeno, no atacan a este intruso, pero se activan y provocan la inflamación y dañan las articulaciones. Dado que hacen falta dos señales -una principal y otra llamada de 'coestimulación'- para que tal activación se produzca, se trata de impedir al menos una para que la «cascada inflamatoria» no arranque y para evitar la liberación de las dañinas proteínas que destruyen el hueso y los cartílagos de las articulaciones.

Ya hay un primer fármaco biológico, 'abatacept', que actúa contra la señal de 'coestimulación' y, como subrayó en París el reumatólogo estadounidense Michael Schiff, «previene la liberación de moléculas que lleva a la inflamación y destrucción de articulaciones». Lo que hace, aclaró, es «mimetizar el mecanismo natural del organismo de regulación de la respuesta inmunológica, dejando al sistema inmune funcionar como normal».

Beneficio creciente

Varios estudios presentados en Eular-2008 han mostrado una eficacia sostenida de 'abatacept' durante tres años con una consiguiente mejora de calidad de vida para reducir la progresión del daño en las articulaciones. Pero lo más llamativo, según explicó el especialista británico Paul Emery, ha sido que este efecto beneficioso aumenta con el tiempo de tratamiento, con porcentajes crecientes (45,7% el primer año, 68,1% el segundo y 75,8% el tercero) de pacientes cuya artritis reumatoide no avanza.

Se trata, remachó, de una «observación única entre los agentes biológicos». La pauta terapéutica del ensayo combinó el fármaco con 'metotrexato', el tratamiento estándar contra la AR, que también figura en la autorización de 'abatacept' en España en 2007.

Emery analizó también otro estudio que apunta posibilidades preventivas al sugerir una eficacia de 'abatacept' para que la llamada artritis no diferenciada no se convierta en artritis reumatoide. Al cabo de un año, el 54% de los tratados con el fármaco no había dado ese salto, frente al 33% de quienes no lo recibieron, lo que hace pensar, en palabras del experto británico, que «hace más lenta la progresión del daño estructural».




TELEVISIONES EN DIRECTO tu web de televisión on line


_______________________________________________________________
Dolor crónico por problemas de espalda o columna, fibromialgia, esclerosis múltiple, artritis, artrosis, migrañas, oncológicos. etc; así como los problemas vitales y psicológicos que sufre el paciente y sus cuidadores.
Si deseas colaborar contando tu experiencia, publicando un artículo, realizar una consulta, sugerir un enlace, proponer una encuesta o cualquier otro tipo de participación, solo tienes que intentarlo. Somos muchos y no estamos locos.


Suscribirse a El Faro del Dolor




ARTÍCULOS RELACIONADOS



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Copyright © El Faro Del Dolor - Todos los derechos reservados.